· 

Crónicas de la temporada becadera 2017/2018


Bonita foto de los perros de Juan Carlos (Quercus setter) en muestra sobre becada

Nuestros colaboradores nos narran de principio a fin como ha sido la temporada en la península, en cuanto a las becadas.

 

Juan Carlos-QUERCUS SETTER

(Galicia)


"Aunque a principios de temporada siempre hay algún avistamiento y capturas , este año han sido muy pocas debido a la sequía que padecimos en Octubre y a los vientos que no ayudaban.

Pero entrando casí en la segunda quincena de Noviembre tuvimos la primera entrada buena de becadas , una entrada que no tendría pausa y que fue continua hasta mediados de Diciembre , y que alcanzó su pico más alto en el puente de la Constitución que con los datos que llevo contrastado en todos los años que llevo de práctica de esta caza coincide en este puente día arriba día abajo la entrada más fuerte.

 

Y así llegamos a Enero un mes en el que tuvimos que aprovechar los pájaros que esas entradas nos habían dejado ya que no habría más movimiento. 

 

Llega Febrero y el mal tiempo arrecia con mucha dureza, mucho frío y nieve en las zonas altas lo que hace que las becadas desciendan y busquen sitios libres de estas nevadas para poder alimentarse, cosa que aprovechamos los que por suerte tenemos cotos limpios de las nevadas para tener un par de días  de finales de temporada  divertidos con buena densidad de becadas.

 

Terminada la temporada sólo puedo hablar de lo que conozco pero en general la temporada me atrevería a decir que en Galicia ha sido buena tirando a muy buena dependiendo de las zonas, porque ya sabemos que esto va por barrios y es un ave impredecible, creo que Ourense fue la peor parada con diferencia , pero toda la costa y las zonas más cercanas a ella tuvieron buenas densidades. Ahora nos queda perrear y que el año que viene tengamos la suerte de que la dama nos visite en abundancia . VIVA LA CAZA!!!"


 

 

Bruno Barrio

(Galicia)


"A modo de presentación: me llamo Bruno Barrio soy un estudiante natural de Santiago de Compostela de 19 años de edad. Apasionado de la pesca de salmónidos y la caza de becadas con setter inglés. Intentaré transmitir a los lectores de este blog mis experiencias en el monte, tanto a veteranos como a los que como yo, se estén iniciando o simplemente les guste la caza.

 

Hemos experimentado de primera mano una temporada becadera, la 2017/2018, muy irregular. Veíamos la primera becada el día 1 de noviembre, para estrenarnos el día 5 y firmar un penúltimo mes del año excelente, la notoria densidad de becadas, unos perros a un buen nivel y un tirador regularmente acertado, propiciaron un inicio de temporada satisfactorio y unas expectativas altas pero realistas. 

 

Llegó diciembre, pero no las becadas. Densidad mucho menor y becadas muy esquivas, parecían estar entrenadas para desgastar y desesperar a cazador y perro. Becadas que no esperaban, que salían largas y conseguían zafarse de un modo u otro de nuestro morral. Las seguimos viendo eso sí, y con mucho trabajo y muchos quilómetros de monte alguna fue cayendo, a cuentagotas. Podemos decir que diciembre fue la antítesis de noviembre: densidad de pájaros menor, tirador irregular y ansioso, posiblemente debido un año más, a su escasa madurez venatoria. Los perros conseguían rematar bien las opciones que las arceas les concedían, pero en ocasiones el indio no estuvo a su altura.

 

Durante la primera quincena de enero la tónica general fue la misma que en diciembre, pocas y difíciles, aunque alguna conseguimos bajar. Nos tomamos la recta final de la temporada con filosofía, pensando ya en la temporada 2018/2019 y en los proyectos que tenemos idealizados, poniendo en marcha ya alguno de ellos. Durante este período los perros se comportaron de una manera excelente completando una temporada en la que estuvieron a la altura pese a su juventud, vimos pájaros que se dejaron tirar y nos brindaron unos lances fantásticos.

 

Por esto que he expuesto valoro la temporada 2017/2018 como una temporada irregular con un buen comienzo, pero con un desenlace por debajo de nuestras expectativas, de todas formas vimos becadas todos los días a excepción de uno en que el temporal imposibilitaba la práctica de la caza. La ausencia de sordas y lo difíciles que estaban también marcó el XXV Campeonato Provincial de Arceas de Pontevedra, en el que no se consiguió capturar ningún pájaro, aunque sí se vieron. También cabe destacar la ausencia de ejemplares jóvenes, algo en lo que creo que todos los sorderos coincidimos. Dicho esto me despido! Ahora a trabajar con las promesas y a mojar los tricópteros de becada para que la espera se nos haga más corta! Hasta pronto!"


 

 

Iñigo Martínez- SETTER DE LA ARMIÑÉN

(Castilla y León)


"La temporada de becada... por la zona nuestra del Norte de Burgos muy muy floja. Pasamos de estar los montes completamente secos, a estar cubiertos por nieve, lo que ha hecho que estos se enfriaran escaseando la comida para las  arceas.

 

Ha habido zonas situadas poco más al norte que lindan con los valles pasiegos de Cantabria, pero que en su día tuvieron lluvias y han estado más húmedas por lo que han tenido mayor densidad.

 

A mediados de noviembre hubo una pequeña entrada de becadas, de las cuales alguna se quedó, pero en su mayoría, fueron becadas que pasados dos días no se volvían a ver debido a que con el terreno totalmente seco, la comida escaseaba. Estos avistamientos se producían en sitios más húmedos como pequeños arroyos, charcas o incluso en algún arroyo entre tierras de siembra, donde a penas contaban con cobertura vegetal.

 

Diciembre fue un mes bastante flojo, se veía alguna becada suelta, pero nada significativo para esas fechas.

 

A primeros de enero y a mi entender a las nevadas que se produjeron en determinados sitios las becadas se movieron pudiendo disfrutar en alguna jornada.

 

Las becadas en su gran mayoría se quedaron en la franja del Cantábrico."



Escribir comentario

Comentarios: 0